A SUFRIR DE NUEVO

El Futsal Masculino de Banfield igualó 1-1 con Barracas Central, en el Microestadio 110 años, y volvió a caer en puestos de playouts. Tomás Peralta anotó el gol del Taladro.

Facebook Twitter whatsapp

La lucha por salvarse del descenso será complicada y cada punto que quede en el camino, será lamentado. Por eso, el empate con Barracas Central dejó un sabor amargo en el plantel de Banfield, porque este resultado le permitió a su rival directo, Villa La Ñata, superarlo en la tabla y depositarlo nuevamente en zona de playouts. Además, el sinsabor se debe a las situaciones desperdiciadas, que le hubiesen dado a los dirigidos por Emanuel Santoro la victoria. Es verdad que aún tiene un partido menos (se pondrá al día el miércoles cuando se enfrente a Boca Juniors), pero estos resultados, son los que se terminan pagando caro al final de la temporada.

Tras ponerse en ventaja, por intermedio de Tomás Peralta, el conjunto del Sur del Gran Buenos Aires, tuvo 4 situaciones claras para aumentar la diferencia. Un remate en el palo, un tiro a 2 metros del arco, que pegó en el travesaño, una mala decisión en una contra con superioridad numérica y un remate afuera, estando al lado del arco fueron las posibilidades desperdiciadas por los vestidos de blanco y verde.

Y como dice un viejo refrán del fútbol, los goles que se erran en el arco de enfrente se sufren en el propio. Y eso terminó sucediendo. Una pérdida de pelota en la mitad de la cancha, le permitió a Barracas hilvanar una buena transición ofensiva rápida e igualar el partido, que pudo haber ganado en los minutos finales. Primero se encontró con una buena doble respuesta de Lacamoire y después, en un mano a mano con el arquero, la pelota salió a milímetros del palo. El conjunto banfileño lo pudo haber ganado en el final, con un mano a mano dentro del área, pero hubo una gran respuesta del arquero visitante.

Publicado el: 07/10/2019

Seguir Leyendo: